18 de octubre de 2010

lo bueno de llevar gafas


La semana pasada, durante la presentación de la colección primavera- verano del Grupo Luxottica, por primera vez en mi vida me sentí afortunada de ser miope.

Los que me conocéis, rara vez me habréis visto con gafas, porque no suelo llevarlas, pero me resisto a operarme a pesar de la incomodidad que supone ir con lentillas, porque siempre he pensado que si un día me apetece llevar gafas y ya no las uso, no podré. Ya se que es un razonamiento absurdo, pero ayer me reafirmé en mi teoría, porque las gafas hoy en día, más que un instrumento de corrección visual, son un complemento. Los "gafillas" ya no tenemos un defecto, es que somos más trendys

Para mi las gafas hasta ahora, eran aquello que les pedía como regalo a mis padres para Reyes. No me preguntéis por qué, pero cada cierto tiempo en mi carta a los Reyes Magos hay unas gafas, sin ir más lejos el año pasado me trajeron unas. Mi relación de amor-odio con las gafas ha seguido el mismo patrón desde que me pusieron las primeras:

Elijo unas, me veo fenomenal, me las compro (o se las pido a los Reyes) y pasada la ilusión de "tengo gafas nuevas" (que no suele durar más de dos meses) las dejo en la mesilla (o en el baño, o donde sea...) convertidas en esa cosa que me pongo al llegar a casa.

Otra cosa curiosa es que siempre que cambio de gafas pienso "Como la graduación no me ha cambiado, voy a seguir alternando con las anteriores, así cambio". Mentira, una vez tienes unas nuevas, las viejas se convierten en la cosa más horrorosa del mundo y piensas "¿Cómo podía llevar eso puesto?"

Pero por fin ahora, después de la conversación interesante que mantuvimos ayer acerca del cambio de concepto de defecto a complemento de moda, me he decidido: No quiero tener una sola gafa, quiero tantas como bolsos y más después de ver la última edición de las míticas "ojo de gato" en versión graduada.
A pesar de lo que me gustaron, shopaholic me dijo muy politicamente que no eran las que más me favorecían (¡que rabia!, ¡con lo que me gustan!). Segundo intento con ellas y Jose Luis me lo confirmó rotundo "No te favorecen". Vale, vale... pero aún así son firmes candidatas a convertirse en mis primeras gafas complemento, ya veremos si me favorecen o no...

Y si no son estas, puedo seguir buscando unas que me queden mejor. ¿Qué tal estas?


¿O estas otras?


No se cuales elegir, pero... preparense, Queridos Reyes Magos, porque ya se lo que les voy a pedir este año.

18 comentarios:

Sarai dijo...

Hola wapa!!

El otro día comentaba con unas amigas este tema de las gafas...

Yo soy miope y para mí el usar gafas es un poco engorroso, de hecho es muy raro verme con ellas, pero tengo unas para casa y otras para cuando salgo con ellas.

Hasta hace unos años éramos unas "4 ojos" y ahora todo el mundo las quiere, incluso se compran gafas sin graduar para poder usarlas... Me parece tan increible!!

La verdad que hay gafas tan chulas que tendría 20mil, pero las de pasta me quedan fatal... jaja

Un besote wapa!

CARLOTA dijo...

me pasa exactamente como a ti!!!

besos

elvestidordecarlota.blogspot.com

Your Perfect Look dijo...

Es verdad si hasta yo q no las tengo que llevar quiero unaaas!! que bonitas todaaaas!!
un besito

Almudena dijo...

Otra con gafas, las uso muchísimo... en casa, fuera uso lentillas, tengo 4 pares, pero llevo ya 3 años pensando seriamente en operarme, sobretodo después de ver amigas y familiares que salen tan contentas, asi que creo que en cuanto tenga a mi niña y todo se asiente, pasaré por el láser.
Aunque siempre me dicen que cuando me arreglo y me pongo mis gafas de pasta negra estoy genial, que me dan un aire muy interesante, pero es que a mi no me resulta nad cómodo.
Besos

coco dijo...

me encaaaaaaantan las gafas. Aunque sólo las uso para trabajar delante del ordenador, pero las llevaría a todas horas porque me parecen un complemento estupendo

a ver con cuáles nos sorprendes!

YoQueSe dijo...

jeje a mí también, a mí también

:D

Olga N. dijo...

Yo tambien tengo gafas y aunque tengo varias al final no suelo salir a la calle con ellas, la verdad es que si no se me olvidan, es porque ese dia no me apetece... en fin que no las suelo usar nada mas que en casa y algun dia que me da por ahí.
Pero no me resultan nada comodas y menos en invierno que cada vez que entras en un sitio se empañan...
Pero sigo usandolas.

Olga N.

Patricia. Mode et Tresors dijo...

Me encantan las gafas!!

Un beso,
Patricia

Me lo pongo todo dijo...

Me encantan las gafas.Las tengo para leer ,pero me olvido de ponérmelas.
Esos modelos no favorecen a nadie pero son tan in que seguro que caigo como mi amiga Marian.
Besitos

Laura dijo...

Me encantaría llevar gafas pero, contrariamente, rezo para no tener que llevarlas...! Es una moda súper cambiante y, esta tendencia, efectivamente me apasiona! Tal vez prefiera las gafas cuadradas, porque éstas las asocio más al ámbito masculino. Aún así son preciosas!!
Un besito!

Olly dijo...

Yo llevo gafas a diario, tengo dos pares unas para salir y las otras para casa, ademas de las de sol graduadas... Tengo capricho por unas rojas o granates, a ver cuando me decido... si por mi fuese tendría 7 pares, unas para cada día y me las pondría todas.
Musus

ENYBETH dijo...

Q monada de gafas !! Se ven la mar de bonitas. M enkntan !!
Besos
http://enybutterflies.blogspot.com/

Erika Gomez dijo...

que bueno tu post, me he reido un monton, mira que cambiamos rapido, y tu hoy hablas de gafas, pero cuantos ejemplos podríamos poner para hablar de lo mismo??caprichitos que luego dejamos aparcados, con la ilusión que teniamos el primer dia!!!!!

Por cierto, te he dejado algo en mi blog
un besazo

http://becauseyouarefashion.blogspot.com/2010/10/un-premio-dulce.html

Ari Bradshaw dijo...

Yo, que tengo la inmensa suerte de que casi todas las gafas me quedan bien (en algo me tenían que favorecer los hados)... ¿Por qué, Diosito mío, por qué me operé? Bien es cierto que sólo las usaba para estar por casa (y también odiaba las anteriores a pesar de que tampoco me subía la graduación), pero como ya sabes me esfuerzo en llevar gafas de pega allá por donde voy (sin ir más lejos, en la última foto de mi blog), así que supongo que me gusta ese rollo de poder elegir y decir "las llevo cuando yo quiero y no porque me levanto y no veo el póster de Grease frente a mi cama". Eso sí, ya que se ha innovado tanto, ¿cuándo inventarán unas que no se empañen?

Un besooo!

laotrahormadelzapato dijo...

Mira qué suerte llevar gafas!! me gustan todas y creo que me has dado una idea para mi siguiente carta a los reyes...

Javo

Olivia dijo...

la única de la familia que no necesita gafas para nada es mi hermana, este finde pasado le regalé unas gafas sin graduar, estilo retro al mas puro estilo nerd...creo que desde entonces no se las ha quitado...dios da gafas.... ;D

Maite dijo...

Yo también soy miope aunque solo las llevo para conducir de noche y para trabajar porque estoy muchas horas delante del ordenador, y estoy deseando hacerme unas gafas nuevas este invierno!

Anónimo dijo...

Tb soy miope, y lo que algunos piensa que no favorecen, si favorecen, cada tipo de rostro le favorece una gafa, es verdad, que es más difícil que caigan bien a todos, por ello os digo que si tenéis rostro pera o triangular el vuestro sería las de ojo de gato de ray ban, si tenéis el rostro cuadrado las que tienen una forma mas redondeada se os verán bien. Y las suertudas que tiene de forma oval su cara, le queda bien todos lo modelos.!!